lunes, julio 20

Tres poemas.

*
**
***

Ella.

Ella lee a un poeta muerto
en un callejón de su alma.

Sabe de aviadores,
(mas bien voladores)
pues carecen
de avioncillo o de avioneta.

Juega como gata,
con un ovillo color tierra.
Se enrosca en si misma
en una contorsión.

Sueña con montañas
y cabalga en el abismo…
conoce de cerraduras.

Vive cerrando puertas…
ella vuelve.



*****


Madre eterna.

Ella contempla a su niño
su obra maestra.

Ve a los niños ajenos
como a sus hijos.

Madre eterna…
cuida estrellas
nuevas.

Contempla el poniente,
ayuna
y recibe al sol.


*****


Reloj de polvo de plomo.

Te digo “no me mientas”, y con verdades me mentís mejor…
Soñando puedo ver. Reloj de arena.
¡Caos!, ciudades colapsan y se derriten formando un río de polvo,
polvo de plomo.
Ese polvo es el contenido de ese reloj, ya no de arena…
Ya reloj de polvo de plomo.

***
**
*

No hay comentarios: